¿Necesita un abogado? Llámenos 678 20 06 99 

Seguros para Comunidades de Propietarios en Cantabria

Seguros

Servicios

Contacto

Contacta con Nosotros

Índice de Contenidos

Vivir en una comunidad de propietarios puede traer no pocos quebraderos de cabeza, desde desperfectos en zonas comunes, hasta daños en la vivienda de algún vecino o algún vecino moroso que no paga las cuotas de la comunidad. Sin duda, son muchos los problemas que pueden surgir dentro de una comunidad de propietarios.

En este sentido, existen seguros de comunidades de propietarios en Cantabria que aportan tranquilidad a los vecinos frente a los eventuales imprevistos e incidentes que puedan surgir en el seno de una comunidad de vecinos.

¿Qué es y en qué consiste un seguro de comunidad de propietarios?

Un seguro de comunidad de propietarios o de vecinos es un tipo de seguro que tiene la finalidad de proteger al edificio o finca de aquellos accidentes y siniestros que tengan lugar en las zonas comunes del inmueble. Esto significa que, en caso de que surgiera algún problema o algún daño en zonas como escaleras, rellanos o jardines, será la compañía de seguros la que se encargará de dar solución a los daños producidos.

No obstante, este tipo de seguros no solo cubre los daños que tengan en lugar en el inmueble, sino que también cubrirá a los propietarios de todo lo que suceda en el edificio, así como a terceras personas que, en relación con lo ocurrido en la comunidad de propietarios, se hubieran visto afectadas y hubieran sufrido algún daño.

Las coberturas básicas que incluye un seguro de comunidad de propietarios

Las coberturas incluidas dentro del seguro de comunidad de propietarios dependerán de la póliza que se hubiera contratado. No obstante, lo cierto es que hay ciertas coberturas básicas que suelen estar incluidas en cualquier seguro de comunidad de propietarios. Son las siguientes:

  • Cristales rotos: la rotura de cristales en el inmueble es una de las coberturas básicas incluidas en este tipo de seguros.
  • Daños producidos por agua: estos seguros también suelen cubrir los daños producidos por agua que tienen lugar en una comunidad de propietarios. De hecho, están cubiertos lo daños por agua provocados tanto al continente del edificio (estructura, paredes o techos, por ejemplo) como al contenido (todo lo que contenga el edificio, tal es el caso de muebles o electrodomésticos).
  • Daños materiales: los daños materiales también están cubiertos por los seguros de comunidades de propietarios. En este caso, quedarán cubiertos los daños provocados por incendios, por el humo de un incendio, daños estéticos que tengan lugar en el exterior del edificio, choques, daños sufridos en el jardín o zonas verdad e, incluso, la ruina total del edificio. Cuando alguna de estas eventualidades tenga lugar, será la empresa aseguradora la responsable de reparar los daños o indemnizar a los propietarios cuando corresponda.
  • Daños eléctricos: en un edificio se pueden producir numerosos daños con origen eléctrico, provocados por cortocircuitos o problemas eléctricos de diversa índole. Este tipo de daños también estarán incluidos en los seguros de comunidades de propietarios.
  • Daños producidos por vandalismo: los seguros de comunidades de propietarios también incluirán aquellos daños provocados por actos vandálicos como pintadas o imperfectos en la fachada.
  • Robo y hurto: esta cobertura no siempre está incluida, por lo que dependerá del tipo de póliza que se hubiera contratado. No obstante, la mayoría de estos seguros incluyen esta cobertura, por lo que la compañía de seguros se hará cargo de todo aquello que hubiera sido objeto de hurto o robo dentro del edificio, así como de la reposición de aquellas llaves que hubieran sido robadas.
  • Defensa jurídica: es muy común que existan problemas de índole jurídica en el seno de una comunidad de vecinos. En estos casos, el seguro de comunidad de propietarios incluirá la defensa jurídica en juicio y el asesoramiento jurídico en diferentes casos, como la reclamación por impago de las cuotas de la comunidad.
  • Responsabilidad civil: en un edifico pueden ocurrir eventualidades que provoquen daños a terceras personas. En estos casos, se produce responsabilidad civil de la comunidad de vecinos, que también estará incluida como cobertura básica en los seguros de comunidades de propietarios. Esto significa que, en aquellos casos en los que existan daños provocados por una comunidad de vecinos a una tercera persona, será la compañía de seguros la que se hará cargo de estos.
  • Daños producidos en la propiedad privada: los seguros de comunidades de propietarios cubren los daños producidos en la propiedad privada, tanto en el contenido como en el continente, así como la rotura de cristales.
  • Otros daños: además de las anteriores coberturas, los seguros de comunidades de propietarios incluirán coberturas relacionadas con el control de plagas, las averías de las máquinas o los daños producidos a los trabajadores que presten sus servicios dentro de la comunidad de vecinos.

 

Los seguros de comunidades de vecinos son productos muy extendidos y de gran utilidad para las comunidades de propietarios. En caso de estar buscando uno de estos seguros, lo mejor es contar con el asesoramiento experto de Fincas Legal Abogados, con más de 12 años de experiencia. Te brindaremos el mejor asesoramiento jurídico en Cantabria.

Autor

José Manuel Fernandez Puente
José Manuel Fernandez Puente

Abogado Colegiado nº3259 del Ilustre Colegio de Abogados de Cantabria